La pasada semana tuvimos el placer concertar una visita a las instalaciones de Lamborghini Manhattan al completo.

Pero más aun fue la locura de poder ver uno de los 20 Lamborghini Centenario que se han fabricado en todo el mundo para su versión cerrada y otros 20 en versión roadster. Con un motor V12 de 770cv y su chasis monocasco como su carrocería están fabricados en fibra de carbono, lo cual permite un peso de 1.520 kilogramos. Es sorprendente poder estar delante de semejante obra maestra de la ingeniería.

Esta unidad se vende por 4 Millones de Euros.

También pudimos presenciar en directo la llegada de un Lamborghini Aventador Sv, que venia en camión individual cerrado para pasar su primera revisión.

Sin duda una mañana única en Manhattan con un dulce sabor italiano.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *